domingo, 1 de febrero de 2015

CPI: Población católica descendió 12% en los últimos 21 años

LIMA.- “La Iglesia católica es el arca de la verdad desde que Jesús le dijo a Simón: Tú te vas a llamar Pedro y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia”, recuerda el padre Manuel Rodríguez, promotor del canal de televisión católico JN19. A lo largo del tiempo, las enseñanzas de la religión católica han sido aceptadas y seguidas por miles de personas de diferentes partes del mundo. Sin embargo, en los últimos años, se ha registrado en distintos países una disminución en el número de creyentes, siendo el Perú uno de ellos.

En 1993, el 89% de peruanos formaba parte de la Iglesia católica, según el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI). Años después, en 2007, la cifra disminuyó al 81%. Hace unos meses, una encuesta realizada por CPI en cinco regiones reveló que los católicos en el Perú representaban el 77% de la población. En opinión del sacerdote Carlos Rosell, rector del Seminario de Santo Toribio de Mogrovejo, esta continua reducción se origina por diversas causas.

FACTORES PREDOMINANTES. Para el padre salesiano de San Juan Bosco Wilmer Infanzón, una causal importante de este descenso es que numerosas personas han sido bautizadas por un aspecto social y carecen de un proyecto de vida cristiana. Al respecto, el religioso Rosell afirma que solo entre el 10% y 15% de católicos peruanos practica verdaderamente su religión. “Cuando un sujeto no está bien formado en su fe, suele cambiar de creencias”, explica.

Por su parte, el sacerdote Rodríguez manifiesta que la falta de clérigos es otro factor influyente. “En lugares donde no hay una buena cantidad de curas, las otras religiones suelen empoderarse”, refiere. El padre Rosell refiere que el mal comportamiento de algunos sacerdotes también ha afectado la imagen del catolicismo. “Aunque sean minoritarios, estos actos son condenables. No solo porque se trata de pedofilia, sino también porque el acusado es una persona consagrada”, agrega.

IMPULSO DEL EVANGELIO. Los tres clérigos mencionados coinciden en que es necesario seguir el camino planteado por el papa Francisco para atraer a más fieles y fortalecer las creencias de los bautizados. “El Santo Padre pide a los sacerdotes, religiosos y católicos laicos que salgan a anunciar el Evangelio. Ese es un buen camino para hacer crecer la Iglesia”, expresa Rosell.

Para atraer a los jóvenes, según Infanzón, la Iglesia necesita incorporar los nuevos medios de comunicación en su evangelización. “Tenemos que adaptarnos al contexto actual para poder orientar a los jóvenes en sus acciones”, expresa. Manuel Rodríguez coincide en que los católicos deben aprovechar todos los medios, como lo hace el canal JN19, para llevar la palabra de Dios.

Líder del cambio. Rosell acota que el papa Francisco tiene como prioridad acabar con aquellas debilidades de la Iglesia católica para revitalizarla. “Con su lenguaje sencillo, claro y al mismo tiempo interpelante, el Santo Padre anima constantemente a compartir el mensaje de Cristo. Él pasará a la historia por haber dado un nuevo impulso a la Iglesia”, agrega. A su turno, el padre Rodríguez destaca la cercanía del Sumo Pontífice con la gente y su preocupación por los más necesitados.

Respecto de la poca aceptación de las acciones del papa Francisco por parte de un sector de la Iglesia católica, Carlos Rosell aclara que en la comunidad existe una sola doctrina, pero hay ciertos matices. “La Iglesia está formada por personas que tienen una misma fe, pero al mismo tiempo diferentes carismas”, agrega. El padre Infanzón también explica que existen líneas de pensamiento. “Hay hermanos que mantienen las reglas del pasado y hay quienes nos adecuamos a estos tiempos sin perder la esencia. Lo valioso es que todos aportamos al crecimiento de la Iglesia”, acota.

CORREO

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | JCPenney Coupons