martes, 19 de julio de 2016

Abortista DEMUS con pretexto de defender la mujer quieren introducir "derechos" a lesbianas

LIMA.- El ONGs abortista denominado estudio para la Defensa de los Derechos de la Mujer (Demus) se pronunció sobre los últimos casos de violencia contra la mujer que no han encontrado justicia en manos del Poder Judicial, pese a que las agredidas como Lady Guillén y Arlette Contreras lucharon públicamente contra sus agresores y acumularon pruebas del maltrato en imágenes y videos, las débiles sanciones solo dejaron un inmenso sabor de injusticia en ellas.

En un comunicado, la organización feminista abortista Demus exigió al presidente Ollanta Humala que apruebe el Plan Nacional contra la violencia de género y el reglamento de la nueva Ley contra la violencia hacia las mujeres (Ley 30364), ley que fue aprobada por el Congreso de la República y promulgada el 6 de diciembre de 2015, pero que hasta la fecha no ha sido publicada.

“Exigimos el pronunciamiento del Presidente del Poder Judicial y las medidas que se tomarán para garantizar el derecho de acceso a la justicia. Al caso de Arlette Contreras se suma el caso de Lady Guillén y antes el de Pilar Fachín y muchas más. Ellas son casos emblemáticos que expresan un patrón de violencia e impunidad que generan solidaridad e indignación”.

La pregunta que muchos se hacen es porque el ejecutivo no se atreve tocar el tema, es que las feministas exigen cumplir las políticas de igualdad de género, que garanticen los derechos sexuales y reproductivos es decir que la mujer tenga derecho al aborto.El proyecto del reglamento ya fue elaborado por el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables y que está a la espera de la aprobación del Ejecutivo.

Entre los puntos que vienen demorando su aprobación figuran que el Ministerio de Justicia habría observado el reglamento debido a una “negativa de reconocer el derecho a la identidad de género”, que dejaría de lado a las lesbianas, bisexuales y transexuales.

La organización feminista abortista Demus mostró su preocupación ya que ad portas de un nuevo gobierno el proceso se podría extender aún más, si es que la decisión se pospone al mandato de Pedro Pablo Kuczynski.

Ante este panorama, las feministas de género de Demus se unió a la movilización nacional Ni una mujer menos, ni una muerte más, marcha que se realizará el sábado 13 de agosto con la finalidad de presionar al ejecutivo que con pretexto de defender la no violencia contra la mujer se apruebe su norma con la inclusion de lesbianas, bisexuales y transexuales.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | JCPenney Coupons