domingo, 13 de mayo de 2018

URUGUAY: Conferencia Episcopal denuncia que proyecto de género desfigura a la familia

URUGUAY.- La Comisión Familia y Vida de la Conferencia Episcopal del Uruguay (CEU) alertó de que el proyecto de Ley Integral de las Personas Trans (LIPT) está creando un “proceso deconstructivo” de la sociedad. El proyecto LIPT, presentado en mayo de 2017, define la identidad de género como “la vivencia interna e individual del género según la siente y autodetermina cada persona, sin que deba ser definida por terceros”.

La comisión de la CEU indicó que es necesario “buscar remedios” contra la discriminación de estas personas, pero “ese justo empeño se ve desfigurado por quienes quieren imponer la ‘ideología de género’ y no toleran otras concepciones de la sexualidad, del matrimonio y de la familia, en particular la visión judeo-cristiana de la que somos dichosos herederos”.

Y es que la ideología de género, promovida por diversos países y organismos internacionales en la educación de niños y jóvenes, es una corriente que considera que el sexo no es una realidad biológica sino una construcción sociocultural. Es decir, que cada uno puede elegir su sexo con independencia de su biología. Y tiene un trasfondo marxista. Según el politólogo y escritor, Nicolás Márquez, "al quedarse sin clientes y sin el obrero para hacer una revolución, advirtió que necesitaba “nuevos agentes de conflicto, gente insatisfecha consigo misma, desorientada, como caldo de cultivo para su causa”.

Todo lo cual atenta contra la ley natural, pues todo el mundo sabe con la sola razón que se nace hombre o mujer y nadie nos pidió permiso para ello, como tampoco para nacer.

Al igual que atenta contra la ley natural el aborto, pues todo el mundo puede saber con su sola razón que matar a un niño en el vientre de su madre es un asesinato. Y la ley natural pide que ese niño siga viviendo.

Por ello, cerca de 400 mil colombianos salieron a las calles en 53 ciudades para participar en la XII Marcha Nacional por la Vida, con la finalidad de exigir respeto a la vida humana desde la concepción hasta la muerte natural. La plataforma ‘Unidos por la Vida Colombia’, organizadora del evento, sostuvo en su Declaración Final que uno de los objetivos principales de la marcha fue la anulación de las sentencias de la Corte Constitucional que violan el derecho a la vida con el aborto. Otras de las sentencias de la Corte Constitucional que pidieron anular fueron la C-239 de 2007 y T-970 de 2014 que despenaliza la eutanasia en adultos, y la sentencia T-544 de 2017 que ordena la eutanasia infantil, así como la reglamentación emitida por el Ministerio de Salud.

Igualmente, 800 mil personas salieron a las calles de Lima (Perú) para participar de la Marcha por la Vida 2018 con la finalidad de celebrar el derecho a la vida y defenderla desde la concepción hasta su fin natural.

En Perú, el derecho a la vida desde la concepción es protegido por la Constitución, el Código Civil, el Código de los Niños y Adolescentes y la Convención Americana sobre Derechos Humanos. Cada año, el 25 de marzo, se celebra el Día del Niño por Nacer.

En ese sentido, el presidente del Congreso peruano, Luis Galarreta, afirmó que él y otros políticos que defienden la vida pelearan en contra de la despenalización del aborto. «Democráticamente pelearemos para que eso (el aborto) jamás suceda en el país. El Perú es un baluarte en la región americana y un modelo hasta en Europa porque ha mostrado una fortaleza, en ese sentido. Y mientras aquí estemos algunos, daremos la batalla para que eso no se dé», indicó. «El pueblo peruano, mayoritariamente, está a favor de defender estos principios (a favor de la vida) y hay que hacerlo sin temor, ni vergüenza”, manifestó el titular del Congreso, según Infocatólica.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | JCPenney Coupons